Categorías
#lasolidaridadnocierra

Formación para el empleo

El Proyecto de Formación para el Empleo del Área de Empleo y Economía Solidaria de Cáritas Bizkaia reinicia las acciones formativas de la especialidad sociosanitaria suspendidas por el Covid-19.

La inserción laboral es un elemento clave de la inserción social de las personas. Sin empleo, las probabilidades de caer en situaciones de pobreza y exclusión social aumentan. Carecer de formación es uno de los factores principales por los cuales las personas no encuentran trabajo. Por ello, desde Cáritas, hacemos una apuesta firme por facilitar a las personas, especialmente a las más vulnerables, la cualificación que precisan para acceder a un empleo. El objetivo del Proyecto de Formación para el Empleo consiste en facilitar a las personas desempleadas o subempleadas, una cualificación acreditada por Lanbide que les capacite para el desempeño de diferentes ocupaciones en unas condiciones de trabajo dignas.

En marzo, cuando las autoridades sanitarias aconsejaron la suspensión de la acción docente presencial en todos los centros formativos de la CAPV, el Proyecto se encontraba en plena actividad. Con el paso de las semanas, las perspectivas de la prolongación del Estado de Alarma, y, sobre todo, de la urgente necesidad de incorporación de personal sociosanitario cualificado en las residencias geriátricas, nos hizo reflexionar sobre la conveniencia de retomar las clases de los cursos de Certificado de Profesionalidad de Atención Sociosanitaria a Personas Dependientes en Instituciones Sociales.

Tras contrastar y constatar el interés de alumnado y personal docente por retomar las clases y su disposición para hacerlo de la única manera que las autoridades educativas y sanitarias nos permiten, es decir a distancia, nos quedaba un segundo paso: articular una propuesta metodológica a distancia que se adaptara al bajo nivel de conocimientos digitales de parte de nuestro alumnado y a los escasos equipamientos  tecnológicos de los cuales disponen en sus domicilios. Es decir, de articular una propuesta que garantizara el acceso a los contenidos formativos en igualdad de condiciones. Inicialmente, todo un reto para el equipo de trabajo, pues la brecha digital entre alumnos/as ha emergido como un importante factor de desigualdad entre ellos/as. Tras consensuar con profesoras y alumnado una metodología al alcance de todos/as, retomamos las acciones formativas el 20 de abril.

Desde aquí agradecemos a Lanbide las facilidades y el apoyo que nos han ofrecido para reiniciar las clases. Y también expresar nuestro reconocimiento a las profesoras que, con recursos tecnológicos muy básicos, con muy poco, van a hacer mucho; y por supuesto al alumnado que está demostrando cómo, el afán de superación y la solidaridad entre ellos y ellas, puede con cualquier barrera.

#lasolidaridadnocierra

Anabel Martín.

Responsable del Proyecto de Formación para el Empleo

Cáritas Bizkaia

Colabora compartiendo en tus redes sociales: